magnify
formats

Reto turístico ante el Mobile World Congress 2017

Publicado en 20 marzo, 2017
Compartir

El Congreso mundial del móvil o Mobile World Congress se celebra desde hace años en la ciudad condal, una cita obligada para el sector de la tecnología pero que también se convierte en un reto para el turismo en la ciudad. La ciudad de Barcelona, para este año 2017, afrontó la grandeza del evento preparándose en todos los sentidos: mejoras en el transporte público, solución a la huelga del metro que marcó la edición 2016 del evento y excelente frecuencia en trenes, autobuses y lanzaderas.  Todo previsto, pero… ¿qué iba a pasar con el turismo? Si bien Barcelona es una ciudad acostumbrada a recibir masivas cantidades de personas durante el verano, este evento,  que se celebra en “temporada baja” tiene sus peculiaridades.

El Mobile World Congress y el turismo

Durante los últimos años las huelgas de transporte en pleno congreso mundial del móvil hicieron peligrar la continuidad del salón, especialmente en 2016, cuando el problema escapó bastante de las manos a las autoridades y dejó un mal sabor de boca a los visitantes. Este año, en cambio, la duodécima edición del Mobile World Congress no ha tenido tantos sobresaltos en previsión y de hecho, se ha intentado que la ciudad se luzca al máximo como anfitriona de cara a los visitantes de todo el mundo. Sin paros convocados y con más de 100.000 asistentes en lista, la capital ha vivido unos días de lleno total: hoteles de todas las categorías y cómo no, espacios de ocio y turismo aprovechando el momento para hacer caja y ofrecer lo mejor. La mobile week previa, que reunió alrededor de 2000 personas incrementó la incidencia del sector, alargando la estancia de muchas personas y aumentando el empuje del turismo en la ciudad.

Subida en los precios de los hoteles

Durante el Mobile World Congress los precios subieron de manera exorbitante en Barcelona. Desde el principio de la cita tecnológica más importante del año en todo el mundo, la ciudad recibió a profesionales y curiosos interesados en conocer lo último de la tecnología: el relanzamiento del Nokia 3310, el Xperia X2 o el P10 nuevo de Huawei y muchas novedades de parte de Samsung, patrocinador del evento. Esto, en el sector turístico significa, entre otras cosas que la habitación de siempre pueda llegar a costar hasta 10 veces más que durante una semana normal.

Un hotel de 4 estrellas en la Rambla, centro neurálgico de la ciudad, puede pasar de 132 euros en un día normal, a 1.100 euros, durante la noche del lunes en pleno MWC. En los alojamientos más económicos, como hostales y pensiones, también se siente el aumento, de 52 euros con baño incluido, pasamos a 423 euros (y sin baño).

Según el Gremio de Hoteles de Barcelona, el lleno ha sido completo este año. De hecho se pactó el bloqueo de 27.000 habitaciones a precio reducido para la organización del evento y algunos hoteles han querido ofrecer, aprovechando el reto, algunos servicios adicionales como información sobre la ciudad, líneas directas con empleados del establecimiento, etc.

En el caso de las empresas de alojamiento colaborativo como Airbnb, se esperaba que 40.000 personas se alojarían por este medio en la ciudad, es decir, un 33% más que el año pasado.

Asimismo, la ciudad se ha podido beneficiar del evento aumentando las compras y el ticket promedio en el sector de la restauración, para el cual también se trata de un reto el MWC.

El impacto económico del Mobile World Congress

Según las estimaciones que hemos podido recoger de la prensa, el impacto económico del evento fue de unos 465 millones de euros en Barcelona y las principales áreas circundantes de la ciudad como L’Hospitalet de Llobregat. El congreso fue organizado por la Fira de Barcelona y GSMA y atrajo a un total de 2.200 empresas, de las cuales 191 eran españolas. Gracias a este evento, Barcelona es ya el quinto hub europeo en start-ups de tecnología.

El impacto económico de este año ha sido mucho mayor porque se alargó hasta el 2 de marzo y contó con la presencia de compañías de gran relevancia en el mundo como Samsung, Nokia, Huawei, Twitter, Netflix y muchas otras.

A nivel de trabajo, este tipo de eventos genera muchos nuevos puestos temporales. En total se estimaron para 2017 unos 13.213 puestos de trabajo nuevos para titulados en informática, electrónica, programación, audiovisuales y personal de mantenimiento y azafatas.

 
 Share on Facebook Share on Twitter Share on LinkedIn
© Copyright Educacionline - Todos los derechos reservados - Tel.: 902 10 14 10